#AgroexportaciónSinExplotación

UN CLIMA QUE NO CAMBIA

Por George Schofield Cavero

Publicado: 2014-06-11



Aunque este año el verano se ha prolongado hasta casi junio, definitivamente no es a este clima al que quiero referirme. Es sobre el clima de recesión que vive el país que quiero escribir.

Nuestro ministro de economía salió en los medios a darnos ánimo, comentando que la recesión cedería en la segunda mitad de este año porque se pondrían en marcha tres importantes proyectos de inversión minera: Toromocho, Las Bambas y Constanza. También mencionó importantes proyectos de infraestructura (públicos y concesiones) que entran en construcción para el 2015 reafirmando la continuidad de la recuperación.

Me pregunto si estas nuevas inversiones realmente podrán reactivar al país…

En los últimos meses lo que hemos visto es una crisis de liderazgo. Y no se trata de una falta de liderazgo, sino de un mal ejemplo de cómo liderar. Presidentes regionales que no ejecutaban ni el 30% de su presupuesto, están presos o enjuiciados por abuso de poder, actos criminales, malversación de fondos y corrupción. Un Congreso de la República desprestigiado por las infames actuaciones de varias de sus principales comisiones. Por otro lado, prolongados comentarios sobre la injerencia de la primera dama en las decisiones de gobierno y un presidente con un excesivo perfil bajo.

Vienen nuevas elecciones (regionales y municipales) en octubre y creo que la verdadera reactivación vendría si el gobierno central toma acciones para incentivar y apoyar una nueva cultura del liderazgo. Empezando por los electores. En estas elecciones, más que nunca, la ONPE (según Wikipedia : Tiene como finalidad organizar las elecciones, velar por el respeto de la voluntad popular y promover la libre participación electoral de la ciudadanía) esta guardando un “mórbido” silencio. En realidad es valioso el tiempo que se está perdiendo. Es el momento de una intensa campaña, que ya debería estar en acción, de voto responsable.

Los que gestionarán y supervisarán las nuevas inversiones no pueden tener las mismas actitudes de los líderes que los antecedieron. Pienso que el escarmiento a los presidentes encontrados en delito, servirá para disuadir actos ilegales a los demás líderes por un rato. Sin embargo, si no se les exige otra actitud y se desarrollan nuevas herramientas de participación e inversión, el clima económico y social no cambiará en nada.

El editorial de El Comercio del domingo pasado, 8 de junio, dice textualmente:”NADIE SABE POR QUIÉN VOTA. La consecuencia es que las elecciones regionales y locales se han vuelto un lotería entre aventureros desconocidos.” Este tenebroso panorama nos muestra en manos de quién caerán las nuevas inversiones y/o sus beneficios (como el canon minero).

En esa misma publicación el Contralor de la República Fuad Khoury afirma: “La descentralización ha fracasado. El proceso no ha funcionado porque no tiene visión hacia el ciudadano.”

En una investigación realizada el año pasado por la Contraloría en asociación con Apoyo Consultoría sobre estos 10 años de descentralización (los resultados completos se presentarán en estos días) las primeras conclusiones arrojan que: “ni los gobiernos regionales, ni las municipalidades estaban preparadas para dar un servicio al ciudadano. Fue irresponsabilidad transferir funciones a entidades que no estaban preparadas.”

La historia reciente nos ha enseñado que no sólo es importante la inversión ingente sino como se maneja esta, en beneficio de la comunidad…

El gobierno central debería invertir en programas para dotar a la comunidad con herramientas para supervigilar a sus líderes. Y poder encaminarlos hacia el bienestar común, cuando estén tentados a desviarse. Tenemos que ser más creativos, menos destructivos y más eficaces en nuestros métodos como comunidad para hacernos escuchar por los líderes. Me reafirmo en mi reiterado “estribillo”: “Sin la Comunidad no hay Cambio”. Primero debemos hacerlas (a las comunidades) confiables y después empoderarlas para que sean responsables y protagonistas de su destino. En esta dirección están los programas sociales de fortalecimiento de la identidad cultural. Comunidades con una identidad cultural fuerte tienden a elegir autoridades que representan sus genuinos intereses y no se doblan fácilmente ante la corrupción del dinero (porque están identificados con su comunidad).

Quiero terminar esta nota haciendo referencia a un poderoso fenómeno que nos ronda (fácilmente tema de otro artículo) y tendrá un importante efecto en el corto plazo… Lo llamaremos “parálisis por el mundial”. Fenómeno que de ninguna manera es ajeno a la toma de decisiones.

En el Perú, al igual que en el futbol donde la pelota parece una “papa caliente”, en la toma de decisiones muchos líderes no saben qué hacer con los asuntos sobre los cuales tienen que tomar decisiones. Muchas veces se paralizan porque no han podido “leer” (adivinar) cuál es la voluntad del “jefe” (en el caso de los que trabajan para darle gusto al jefe y no por el cumplimiento cabal de la Misión), hay otros que no se toman el tiempo para estudiar los temas, y aun otros, que no saben jerarquizar asuntos o simplemente decir NO.

Toda esta gente desesperadamente anhela que empiece el mundial, para pasarse un mes sin tomar decisiones y seguir ganando su sueldo de manera segura, acomodados frente a la TV.

No mezclemos el trabajo con la diversión y asumamos con decisión nuestros roles frente a los demás. Que la narración de los partidos no empiece a sonarnos raro y nos sintamos tocados cuando se usen términos como “posición ilícita”, “juego limpio” o “vendido”. Que podamos gritar libre y honestamente GOL,GOL,GOLAZO,,,,

Junio, 2014


Escrito por

George Schofield Cavero

Psicólogo Social, especialista en cambio cultural y formación de usuarios. Director de GyG Consultores, constituida en asociación con George Schofield Bonello. Entre ambos atienden una amplia gama de necesidades de consultoría en Cambio Cultural y Desarrollo E


Publicado en

geo

Just another Lamula.pe weblog